War Machine: guerra, política y acidez

Acidez y ¿realidad? La última película de Brad Pitt llegó a Netflix hace pocas semanas. Se trata de una cinta que, sin considerarse espcíficamente una comedia, aborda el tema de la intervención estadounidense en Afganistán desde una óptica crítica y pretendidamente irónica.

warmachine01

La cinta narra el paso del General McMahon, interpretado por Pitt, quien recibe el mando supremo de las fuerzas de EEUU desplegadas en el país asiático después de los atentados del 11-S. Como quiera que camino de 20 años después la situación allí está enquistada, el yihadismo ha aumentado, el país no está mucho mejor que entonces y Washington se está dando cuenta de la sangría de recursos, de vidas y de fondos que supone la operación, el objetivo que el militar tiene sobre la mesa es cristalino: ir apurando las cosas para dar carpetazo al asunto.

Y McMahon lo tiene claro. Tras viajar por el país su conclusión es que necesita más soldados sobre el terreno. Y ahí es donde empezarán a torcerse las cosas para él porque justo en ese punto es donde se topa de bruces con la política. Él es un militar de escuela, hecho y experimentado, con un currículo excelente pero cuyas alas cortan desde las altas instancias. Y la película realmente habla sobre esa contradicción entre lo que se hace, lo que se dice y la misma realidad.

El protagonista derrocha carácter, personalidad y carisma. Es sencillo empatizar en buena parte de sus decisiones y reacciones. A través de su talante es como comprobamos -y nos indignamos- hasta qué punto los tejemanejes y los intereses partidistas acaban desfigurando un asunto que en principio parece obvio. Las complejidades muchas veces vienen dadas desde dentro, sin que en el proceso importen ni siquiera las vidas de los soldados, meros peones, en sentido literal.

No es la mejor película que existe, ni mucho menos. Pero sirva para pasar un rato entretenidos ante la pantalla y como voz discordante con todo lo que existe detrás de los conflictos armados en cualquier parte del planeta. Lo que mueve, precisamente, esa maquinaria de guerra que le da nombre a la cinta.

warmachine02

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s